La transformación digital en la industria

transformacion digital
900 321 Fundamenta IT

La transformación digital implica un cambio absoluto de paradigma en la forma en la que se encaran los negocios hoy en día. Las empresas que logren incorporar la tecnología adecuada y consigan reinventarse, serán disruptores e irrumpirán como referentes.

LA INDUSTRIA CONECTADA

Nos encontramos inmersos en la Era Digital. Es un hecho que Internet y las nuevas tecnologías están cambiando la forma en que las empresas se relacionan con sus usuarios y potenciales clientes. La transformación digital en la industria es una nueva era. Da un salto cuantitativo y cualitativo en la organización y gestión de cadenas de valor, y apuesta por una mayor automatización, conectividad y globalización. Es el nacimiento de lo que se conoce como Industria 4.0: la nueva revolución industrial.

En Europa la interrelación entre distintas áreas, como Productos, Procesos y Modelos de Negocio, ha penetrado en el mundo industrial. Esto a su vez trajo consigo al IoT y el mundo de Big Data y Analytics. Los avances tecnológicos son los que permiten a las empresas optimizar los procesos de fabricación, su supervisión e integración con otros procesos y sistemas utilizados en planta.

LA TRANSFORMACIÓN DIGITAL EN LA INDUSTRIA ARGENTINA

En Argentina, sin embargo, más de la mitad de las empresas industriales no han iniciado aún ningún proceso de transformación digital. El 56% de las compañías consideran que su nivel de informatización no es el adecuado para crecer en su negocio. Solo el 38% de las organizaciones posee un alto nivel de digitalización.

La cuestión es no quedarse atrás y prepararse para la modernización. La transformación digital es estratégica y su correcta adopción marcará la ventaja competitiva de las empresas en un mundo globalizado. Las comunicaciones, los procesos industriales, y la seguridad, dependen cada día más de un adecuado desarrollo de la tecnología informática.

Las tecnologías digitales que sirven de base para la nueva Industria son las que proliferan hoy en día. Son herramientas que ya han sido testeadas y están siendo utilizadas cada vez más en entornos industriales. Un claro ejemplo es el IoT (Internet of Things), asistentes virtuales, Big Data, cloud computing, BIM, programas modernos de diseño y de simulación de procesos, la impresión 3D, seguridad, entre muchas otras.

LA TRANSFORMACIÓN DIGITAL EN LA INDUSTRIA ES CLAVE, PERO, ¿POR DÓNDE EMPEZAR?

Hay que considerar que la transformación digital de procesos internos, es factor fundamental para lograr diferenciarse en el mercado, y brindar una experiencia ágil y amigable a los clientes.

  • Invertir más en la digitalización de la información. Es importante que las empresas dejen atrás los procesos manuales y en formato de papel. Es preciso que comiencen a adoptar paulatinamente sistemas informáticos modernos que los ayuden a procesar y gestionar la información. Existen muchas alternativas de código abierto, que pueden descargarse de forma gratuita, sin costos de licencia y relativamente fáciles de adaptar;
  • Invertir más en la mejora de la accesibilidad y de la calidad de la información de la compañía. Con esto aseguramos mejorar la productividad y rendimiento de la empresa. Aunque para ello es necesario implementar herramientas de Business Intelligence para el análisis de los datos de la empresa;
  • Ofrecer la posibilidad de acceso a la información a través del móvil y adoptar la tecnología cloud. Estas soluciones son muy efectivas para reducir costos y se le pueden sacar muy buen provecho. La Argentina por ejemplo es uno de los países más conectados de la región. Es el segundo mercado en penetración de Internet respecto de su población (66,8%). Esto quiere decir que son casi 30 millones de personas conectadas, siendo los celulares uno de los factores clave para alcanzar niveles tan altos de penetración. Hay 13.3 millones de usuarios de smartphones!!!
  • La combinación de datos de fuentes externas e internas para mejorar la toma de decisiones. Este proceso crea un ciclo de retroalimentación, que redunda en la mejora el producto y del proceso de diseño;
  • En general, ser rápido y flexible a la hora de implementar nuevas tecnologías y desarrollos. Sumarse a la transformación digital implica no quedarse atrás en este nuevo mundo de la interconectividad e inmediatez.

CONCLUSIÓN

La globalización está ofreciendo a las compañías industriales grandes oportunidades de crecimiento, mercados más amplios y mejores condiciones para la compra de materias primas, pero este fenómeno a la vez supone enormes retos para la industria. Las empresas necesitan aumentar su productividad y aportar al mercado productos más personalizados, eficientes y de mayor calidad. Solo así podrán sobrevivir a la competencia global. Ante este cambio las empresas industriales deben de ser proactivas y adoptar la transformación digital. Aunque cada cual en su medida y necesidades. Quedarse inmóvil pensando que esto es una simple moda haría a la empresa quedarse fuera del tablero de juego económico y tecnológico.

Toda esta innovación no es posible sin una plataforma de TI que vincule el mundo del negocio con el de las máquinas. Tenemos las soluciones para movilizar tu industria. ¿Y vos, estás preparado para la transformación digital de tu empresa?

Dejar una Respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.